Los emprendedores españoles, los que menos contratan seguros de RC Profesional

Los tres seguros más contratados por las pymes españolas son: responsabilidad civil, seguro de daños materiales y seguro de accidentes personales

2 Septiembre 2015. Hiscox presenta hoy la séptima edición de su estudio “ADN del emprendedor”  que proporciona una visión única acerca de la tendencia y el bienestar económico del sector de las pymes en España, Alemania, Holanda, Francia, Reino Unido y EE.UU. En él se desvela que sólo el 21% de los emprendedores españoles dispone de una póliza de RC Profesional, pese a ser el riesgo más común según los registros de Hiscox de entre las más de 280.000 empresas con las que trabaja. En contraposición, nuestros vecinos franceses (con un 63%) son los que más se protegen frente a reclamaciones de clientes en el desarrollo de su actividad económica.

Tras analizar los siniestros más comunes  que han recibido las empresas que asegura Hiscox, hemos podido establecer los cinco riesgos a los que más se exponen: negligencia, negligencia en el cumplimiento de la ley, incumplimiento de los derechos de propiedad intelectual, robo y daño accidental.

En la encuesta a más de 4.000 personas, les preguntamos contra cuales de las anteriores reclamaciones se encontraban asegurados.  Los resultados han sido preocupantes ya que un 20% no sabía si estaban cubiertos o no frente a estos riesgos más comunes. El riesgo contra el que más se aseguran las pymes en general es “daños o pérdidas accidentales”, seguido por robo y negligencia. En cuarto lugar se blindan contra la negligencia en el cumplimiento de la ley y por último, contra demandas por derechos de la propiedad intelectual.

Pero España es diferente y así lo reflejan los siguientes datos. Según las últimas encuestas realizadas, protegerse mediante una RC Profesional no está entre las prioridades de las pymes españolas. Los riesgos más comunes frente a los que se protegen los emprendedores españoles han resultado ser:

Responsabilidad civil

Seguro de daños materiales (edificio y contenido)

Seguro de accidentes personales

Avería de maquinaria

RC Patronal

RC Profesional

Responsabilidad por productos

Riesgos informáticos (p. ej., pérdida de datos, riesgos cibernéticos)

Administradores y directivos

Cese del negocio

Las prioridades del resto de países encuestados difieren bastante de las nuestras ya que los tres seguros que más se contratan son: seguro de daños materiales, responsabilidad civil y RC Profesional.  Un dato significativo, es que el 19% de los encuestados no dispone de seguro de ningún tipo para su empresa (15% en España).Además, las empresas de menor tamaño son las que están más expuestas a riesgos.

En general, los cinco riesgos clave que detectamos aumentan según el tamaño de la empresa. Por ejemplo, sólo un 26% de las empresas (35% en España)  con una facturación de unos 136.500 € está cubierta contra demandas por negligencia en el cumplimiento de la ley, comparado con los más de la mitad (53%) de empresas aseguradas contra este tipo de demandas que facturan entre los 6M y 14M de euros. En España el nivel de asegurados es del 50%,en empresas con una facturación de 6 - 14M €.

Conocimiento del seguro
Con respecto a la relación de las pymes españolas con el mundo asegurador, un 29% comprende el seguro que ha contratado y los riesgos que cubre (frente al 26% de la media del resto de países). Sin embargo, en España el 8% no sabe con certeza lo que cubre su seguro porque no entiende su póliza  y el 3% afirma no comprender qué seguro tiene ni los riesgos que cubre”.  (5% y 8% respectivamente según la media de los países encuestados).

En  nuestro país estamos dos puntos por encima de la media (14%) en empresarios que sólo contratan la cobertura básica para su propiedad o por el transporte o exigido por la ley. 

Los riesgos más frecuentes contra los que los encuestados no disponen de protección son:

1. Impagos por parte de los clientes

2. Demandas de clientes

3. Pérdida de datos/capital intelectual

4. Daño de la reputación

5. Robo de maquinaria, existencias o materiales

6. Daño en las instalaciones, la maquinaria o las existencias por incendio

7. Piratería/delincuencia cibernética

8. Defunción/discapacidad de empleados clave

9. Demandas de personal de la empresa

10. Violación de derechos de la propiedad intelectual

11. Disturbios civiles

12. Violación de patentes

El estudio también ha desvelado que  pese al aumento de la concienciación de las empresas frente al ciberriesgo, sólo una media del 8% de los encuestados  está protegido frente a ataques piratas. España con un 16%, es el país cuyas pymes más contratan este tipo de seguros.

La experiencia y los datos nos han demostrado que las demandas por negligencia constituyen uno de los mayores riesgos  para las empresas. En España, las empresas, especialmente las pymes, aún no son conscientes del daño que puede generar una reclamación por un fallo o error no intencionado cometido en el desarrollo de su actividad. Solo los gastos de defensa pueden llevar a la compañía al cese de actividad. Aún hay un largo camino por recorrer en este terreno y tenemos el deber de jugar un rol fundamental en el tema de la concienciación”, señala David Heras, Director General de Hiscox España.

Accede al informe completo aquí y haz click aquí para acceder al  perfil del emprendedor español.