28 Abril 2022
  • El 82% de los compradores de NFT reconoce que la revalorización económica es su principal motivación, por encima del valor artístico
  • El 27% de los compradores de arte aseguran que probablemente invertirán en NFT en 2022
  • Al 71% de los compradores de arte a través de plataformas digitales le preocupa la ciberseguridad de las transacciones

Los tokens no fungibles o non fungible tokens (NFT) han revolucionado el mercado del arte digital en los últimos meses y, de hecho, un 27% de los compradores de arte aseguran que probablemente invertirán en un NFT en 2022, frente al 19% que lo hizo en 2021. Sin embargo, las motivaciones para realizar este tipo de inversiones tienen más componentes económicos que artísticos: el 82% de los compradores de NFT reconoce que su principal motivación es la revalorización de las piezas y no el gusto por el arte como se concluye en la segunda parte del Hiscox Online Art Trade Report 2021 elaborado por Hiscox, para el cual ha entrevistado a más de 500 compradores de arte.

Además, en estas motivaciones a la hora de adquirir un NFT se observa una diferencia entre géneros, ya que el 96% de los compradores masculinos dijeron que habían comprado estos productos por razones de inversión y el 58% por su pasión por el arte digital, mientras que en el caso de las mujeres prima la pasión por el arte digital (76%) sobre la inversión económica (67%).

Pero más allá del valor económico o artístico de los NFT, existen otras razones por las que los compradores de arte han decidido invertir en ellos. El 39% afirma que el impacto social y el mecenazgo fue una motivación clave para ellos, mientras que el 38% se decantó más por el aspecto social y comunitario y el 29% por la identidad y el estatus.

El 27% de los actuales compradores de arte no invierte en NFT por la ausencia de "calidad artística"

Más de un tercio (35%) de los actuales compradores de arte que no compran NFT no lo hacen porque prefieren el arte físico y no tienen ningún interés por el arte digital en general, incluidos los NFT. Además, otro 27% no ve "calidad artística" en los NFT en la actualidad y otro 13% cree que este mercado se encuentra en una burbuja que va a estallar y prefieren esperar a ver qué ocurre antes de aventurarse a invertir.

El estudio elaborado por Hiscox también ha preguntado a los compradores de arte sobre qué tendría que cambiar en el mercado de los NFT para que fueran más propensos a invertir en él. En este sentido, un 24% pide una mayor regulación del mercado de los NFT, mientras que otro 24% está a la espera de una obra NFT o un artista que le guste. Para el 22% de los encuestados, la llegada de artistas del mundo “tradicional” que crearan NFT sería un buen argumento para plantearse invertir en ellos, ya que las obras actuales no les parecen atractivas.

La dificultad del proceso de compra de un NFT también frena a los posibles compradores, por lo que un 18% quiere que este proceso se aproxime más a la experiencia tradicional de un ecommerce. Por último, un 12% de los encuestados prefiere esperar a que los profesionales del mercado de arte tradicional, como galerías o museos, se involucren en los NFT antes de invertir en ellos.

El 30% de los compradores de NFT solo adquirió una pieza en 2021

Ante un mercado volátil y aún por definir, los compradores de NFT por lo general aún se muestran cautos y el 30% adquirió solo un NFT en 2021, mientras que el 39% compró entre dos y cinco. El 15% compró entre cinco y diez y el 16% compró más de diez. En cuanto al valor de esas piezas, el 35% compró NFTs con un valor total inferior a 1.000 euros, mientras que el 37% había gastado hasta 4.600 euros y solo el 15% gastó más que esa cantidad.

A la hora de adquirir estas piezas, las plataformas especializadas y comisariadas como Nifty Gateway son la opción preferida del 41% de los compradores, mientras que el 30% optó por comprarlos directamente al artista. En tercer lugar se posicionan las plataformas abiertas como OpenSea, con un 27% de compradores que se decantaron por ellas gracias a su gran audiencia y la liquidez que ofrecen.

El cibercrimen frena el mercado del arte digital

Más allá de los NFT, el 71% de los compradores de arte observa con preocupación la ciberseguridad de las transacciones a la hora de adquirir una obra en una plataforma digital. En este sentido lo que más preocupa es el hackeo de la tarjeta de crédito (67%), la posible intercepción de los pagos (62%), el robo de datos (55%) o el fraude del email (54%).

No obstante, la compraventa de arte a través de plataformas digitales es percibida, cada vez más, como una forma de comercio válida a tenor de las cifras: el 84% de los encuestados por Hiscox cree que el cambio digital del mercado del arte será permanente, frente al 51% que estaba de acuerdo con esta afirmación en 2020. Tanto es así, que en 2021 el 65% de los compradores adquirieron de forma online arte o algún objeto de colección, frente al 59% que lo hizo en 2020 y el 43% de 2019.

En esta mejora de la confianza en las plataformas de venta online de arte ha tenido mucho que ver la pandemia, y es que el 53% de los encuestados afirma que la pandemia y la migración del mercado del arte han contribuido a mejorar su confianza a la hora de hacer estas transacciones online. Es más, en 2020 en el momento más complejo de la pandemia a nivel internacional, ayudar y apoyar a la comunidad artística se convirtió en la segunda mayor motivación a la hora de comprar arte online (68%), y parece no haberse limitado a una oleada de solidaridad causada por el coronavirus, porque el 66% de los compradores de arte encuestados en enero de 2022 dijeron que el impacto social y el mecenazgo siguen siendo sus principales motivaciones para comprar de arte y objetos de colección.

Los más jóvenes han sido los más implicados en este sentido, con un 74% de los menores de 35 años que apuntan al impacto social como principal motivo para la compra de arte online. En 2021, además, el mercado del arte online se ha convertido en una vía de entrada para los más jóvenes, que nunca se habían aventurado a comprar en una galería o con un marchante de arte: tres de cada diez (31%) jóvenes coleccionistas reconocieron haber comprado su primera obra de arte a través de plataformas digitales, frente al 14% en 2020. Además, casi la mitad (47%) de los nuevos compradores de arte también afirmaron que sus primeras adquisiciones las hicieron online, en comparación a un 30% en 2020.

“Es indudable que los NFT se han convertido en una verdadera revolución social, pero a medida que se va asentando comienzan las dudas sobre si tienen un cariz más artístico o económico. A la vista de los datos, todo apunta a una vertiente mucho más relacionada con la rentabilidad económica, aunque sigue habiendo un gran número de inversores atraídos por los NFT como forma de manifestación artística e indudablemente en 2022 seremos testigos del asentamiento final, en un sentido o en otro”, afirma Eva Peribáñez, responsable de Arte y Clientes Privados de Hiscox España.


All prensa